DESCUBRA EL ANTIGUO EGIPTO

‚Äč

En las arenas del desierto de Sahara, en el noreste de África, yacen los restos arqueológicos del antiguo Egipto, una de las civilizaciones más antiguas y fascinantes del mundo.

 

Protegida de los ejércitos invasores y las influencias extranjeras por las barreras naturales del desierto al oeste y el mar Rojo al este, la antigua civilización egipcia permaneció relativamente inalterada durante miles de años. Ya desde el año 5000 a.E.C. los antiguos egipcios habían establecido asentamientos agrícolas en las fértiles llanuras aluviales del río Nilo. Entonces, como ahora, la mayoría de las ciudades y las poblaciones estaban situadas a lo largo del río.

 

La unificación del Alto y el Bajo Egipto en el 3150 a.E.C. marca el período en que se integraron las estructuras políticas y sociales, las creencias religiosas, el arte y las normas arquitectónicas del antiguo Egipto. La creencia de que la muerte no era un final, sino la próxima etapa de la vida, condujo a la creación de tumbas y templos monumentales donde a través de los rituales religiosos y la momificación los egipcios se aseguraban de conservar los cuerpos de sus muertos por toda la eternidad.

 

Las excavaciones arqueológicas del siglo XIX y principios del XX atrajeron la atención de América y Europa hacia esta misteriosa y compleja cultura. A través de los artefactos y las pinturas que se encontraron en las tumbas, tú también puedes explorar el antiguo Egipto y los secretos que quedaron bajo la arena.

Este proyecto de traducción ha sido posible gracias a una subvención de la Greater Worcester Community Foundation y fue creado por estudiantes de Fitchburg State University en colaboración con el personal del FAM.